¡Que cuidar tu cabello se convierta en tu ritual preferido!


Muchas veces las mujeres sufrimos y nos quejamos por diferentes situaciones… porque no estamos felices en el trabajo, porque las matas que compramos para decorar el apartamento no nos pelechan y mueren, porque no pudimos comprar esos botines que nos enamoraron el fin de semana en el centro comercial, porque nuestra mejor amiga sigue atada a esa relación tóxica que no la deja progresar, porque el chico que nos gusta no hace las cosas que queremos que haga, o porque tal vez no tenemos el cuerpo que soñamos y ¡Sí! el TRAUMA de muchas, que nos genera malestar y nos cuesta aceptar: cómo luce nuestro cabello…

Poroso, con frizz, con las puntas muy secas, muy grasoso y no podemos medio aguantarnos 2 días sin lavarlo porque ya nos dicen aceite gourmet o porque ya parecemos hermanas de simba con lo esponjado que se nos pone después de cada lavada…

Pero ALTO, vamos a soltar los pensamiento negativos y la mala vibra, y nos vamos a dedicar a mirar unos truquitos para mejorar esos detalles de nuestro cabello que no nos gustan tanto y que queremos mejorar para vernos como lo que somos, unas PRINCESAS.

Empecemos entonces analizando el por qué de algunos problemas con nuestro cabello y cuál es la mejor alternativa para combatirlo y mejorarlo.

El Frizz Que Nos Enloquece, Las afortunadas de pelo liso pueden pasar al siguiente punto. Para el resto de nosotras…

Este se presenta básicamente por la falta de hidratación, a veces la producción de grasa natural, que si bien en exceso no es tan chévere, sí es básica para ayudarnos a mantener el cabello saludable. Si quieres empezar a eliminarlo, puedes usar tratamientos hidratantes, además de un shampoo bajo en sal, pues muchas veces, usar por tanto tiempo este tipo de shampoo, hace que nuestro cabello se reseque más. Los tratamientos con argán o cualquier aceite, como coco o jojoba, ayudan a hidratar y dar una sensación más suave y sedosa.

Las Enemigas de Muchas: Puntas Resecas y Abiertas

El sol, el clima, las tinturas y hasta el mal uso del cepillo al desenredar el cabello, pueden hacer que se nos reseque y se quiebre, por eso, debemos tratar de mantener el cabello hidratado y protegido de todos estos factores que no podemos controlar ni rezando todas las noches. El uso de termoprotector es indispensable para tu día a día, nuestro cabello es como el rostro, lo tenemos que cuidar 24/7 para evitar daños, sensibilización y puntas abiertas. También usa al menos 1 vez a la semana tratamientos que brinden hidratación.

El Cabello Grasoso ¿Por Quéeee?

Contrario de las que sufren porque el cabello luce opaco, están las que no saben qué hacer ni qué peinado inventarse para disimular la grasa en el cabello, y no tener que lavarlo todos los días, pues ya sabemos tampoco es recomendable lavarlo todos los días. En este caso, el shampoo aquí juega un papel muy importante, debe ser uno de tipo astringente (en palabras castizas, que tenga sal) pues este contiene un mayor grado de salinidad y así ayuda a secar un poco el cuero cabelludo, evitando que produzca exceso de grasa. La sábila ayuda a proteger la estructura del cabello, puedes aplicarla 1 o 2 veces a la semana, y enjuagar con shampoo y acondicionador.

¡Ya entendimos qué es lo que nos causa daño y cómo podemos empezar a contrarrestar los daños! Ya puedes chulear de tu checklist del 2019, un propósito más: ¡Sentirme más segura y cómoda conmigo misma!

Comparte este post

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on pinterest
Share on telegram

Deja un comentario

Post relacionados

Eres una Wonder Woman

Por: Karmen Castaño No se necesita venir de la tierra de las Amazonas, o ser descendiente de uno de los tantos dioses griegos, ni llevar

Leer »

El pelo malo

Una mañana bien temprano como si Papá Noel hubiese dejado la noche anterior el regalo para estrenar, fui por primera vez a alisarme. Lo primero que deben saber es que…

Leer »